Diálogo
  Cat. en la diversidad
  Didascalia
 Tarjetas digitales
 Foros
 Chat por temas
 Libro de visitas
 Mapa del sitio
 Quiénes somos
  Escríbanos
  




Escriba su e-mail
para recibir gratis
los nuevos recursos.

  

Buenas Nuevas es un
sitio católico dedicado
al anuncio del Evangelio.

Director: Marcelo A. Murúa


Home Cursos a distancia RecursosRevistasLibros 
  Ud está en Revistas / Didascalia...

Envíe esta página
a sus conocidos

 

Grabe un archivo Word
de esta página

 

Ver el próximo artículo de Didascalia

 

Conozca la sección Catequesis

 

Comentarios
y sugerencias

 

   


Suscripción a la revista Didascalia

Ud. puede suscribirse y recibir la edición impresa de la revista Didascalia en su domicilio.

Para conocer costos y forma de pago de la suscripción haga click

 

Cayetano Bruno, s.d.b.

* 23 de julio de 1912 - + 13 de julio de 2003

por Néstor Alfredo Noriega

 

Diez días antes de cumplir 91 años falleció en la comunidad salesiana "Artémides Zatti", de San Isidro (provincia de Buenos Aires), el Padre Cayetano Bruno, sacerdote salesiano, doctor en Derecho Canónico, paciente y eficaz investigador, autor de la monumental "Historia de la Iglesia en la Argentina", en 12 tomos, y de otros 90 volúmenes publicados sobre temas jurídico-históricos vinculados con la evangelización americana.

 

Etapas de su vida

Telegráficamente evocamos las principales etapas de su larga y fecunda jornada.

- 23 de julio de 1912: nacimiento en Córdoba (Argentina). Hijo de los inmigrantes italianos Epifanía y Gaetano Bruno. Tuvo 7 hermanos.

- Bautismo en la parroquia del Pilar. Y confirmación, a los 7 años, en el colegio salesiano "Pío X", de Córdoba, en el que cursa la primaria.

- 1924: ingresa al aspirantado salesiano de Vignaud (Córdoba).

- 1927: en Vignaud hace el noviciado y emite la primera profesión religiosa el 9 de agosto de 1928.

- En Vignaud concluye los estudios de Filosofía y Magisterio y hace el tirocinio práctico de 1930 al 32. Profesión perpetua en 1933.

- Entre 1933 y 1936 estudia Teología en el Instituto Teológico Villada, de Córdoba.

- Ordenación sacerdotal: el 29 de noviembre de 1936, en la iglesia de María Auxiliadora, de Córdoba.

- Desde 1937 a 1939 estudia y se doctora en Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Lateranense, de Roma.

- Entre 1940 y 1952 es Catequista y profesor de Derecho y de Liturgia en el Instituto Teológico Internacional Villada.

- 1952: profesor de Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Salesiana de Turín.

- 1957: decano de la misma Universidad, ya trasladada a Roma.

- 1965: integra la comunidad salesiana de la Editorial Don Bosco, de Buenos Aires. Continúa investigando y publicando obras.

- 1975: es nombrado Miembro de Número de la Academia Nacional de la Historia y de la Junta de Historia Eclesiástica Argentina.

- 1978: estando en Roma, se le confiere el premio "Consagración Nacional", por la trascendencia de sus obras.

- 1979: regresa a la Editorial Don Bosco, de Buenos Aires. Continúa investigando y cuidando la impresión de sus libros.

- 1982: viaja a Roma para consultar varios Archivos.

- Entre 1966 y 1981 la Editorial Don Bosco, de Buenos Aires, publica su obra capital: "Historia de la Iglesia en la Argentina", en 12 tomos.

- Entre 1991 y 2000 Ediciones DIDASCALIA publica 18 obras suyas relacionadas con la evangelización de América a partir de 1492.

- 2001: quebrantada su salud, pasa a integrar la comunidad "Artémides Zatti", de San Isidro (Buenos Aires).

- Allí fallece el 13 de julio de 2003, a los 91 años de edad, 75 de vida salesiana y 66 de ministerio sacerdotal.

- Al día siguiente sus restos son despedidos con una misa concelebrada presidida por Monseñor Nicola Girasoli, a cargo de la Nunciatura Apostólica, y por Monseñor Jorge Lagazio, vicario general de la diócesis de San Isidro. Evocaron la figura del Padre Cayetano Bruno el Padre José Repovz, provincial salesiano de Buenos Aires, el Padre Durán, prestigioso historiador; y el Dr. Miguel Ángel De Marco, presidente de la Academia Nacional de la Historia.

- Luego sus restos fueron trasladados al cementerio de la Chacarita. Allí descansan en el panteón salesiano. Previo responso dado por el Padre Repovz, despidió sus restos el Padre Néstor Alfredo Noriega, director de Ediciones DIDASCALIA, de Rosario. Estuvieron presentes familiares llegados de Córdoba, el director nacional de Culto Católico, Dr. Luis Saguier Fonrouge, varios salesianos y miembros de asociaciones históricas.

 

Sacerdote salesiano, investigador, jurista, historiador de la Iglesia

Tales son las principales facetas de su riquísima personalidad, enhiesta y paradigmática como pocas y, a la vez, callada y humilde, totalmente absorbida por un ininterrumpido trabajo durante unos 70 años.

Vivía una profunda vida interior. Por nada del mundo dejaba la meditación y la lectura espiritual realizadas con la comunidad y la diaria celebración de la Eucaristía. La cátedra, la investigación, y la elaboración, redacción y edición de sus numerosas obras dignificaron su tiempo y alentaron la optimista fortaleza de su espíritu privilegiado.

De voz queda, de mirada dulce y sonrisa permanente, hablaba con suavidad, no desprovista de firmeza cuando el caso lo requería. Tuvo el don de saber escuchar y de brindar la sabiduría de sus consejos. Fue muy solicitado como confesor y director espiritual.

Su habitual contracción al trabajo era realmente asombrosa. Lo constaté personalmente estando en Sevilla en enero de 1962. Eran días de un calor insoportable. El Padre Cayetano, después de la meditación y de la misa, se iba de prisa al Archivo de Indias y allí se estaba todo el santo día investigando y llenando libretas y cuadernos escritos a mano con su letra fina y clara. Al mediodía, comía allí mismo un sándwich y bebía agua. Y continuaba su prolija investigación hasta que, por la tarde, cerraban el Archivo. Esto lo hizo por lo menos durante 12 años, cuando era decano de la Pontificia Universidad Salesiana de Roma. Eran sus vacaciones veraniegas en Sevilla...

Frecuentó muchos e importantes Archivos de varios países de América y de Europa, particularmente el Archivo Central Salesiano de Roma, el Archivo Secreto Vaticano, el Archivo de Indias y el Archivo Histórico Nacional de Madrid y de la Argentina.

Su trabajo de investigador y la categoría de sus obras le merecieron ser incorporado como Miembro de Número de 6 Academias de la Argentina y como Miembro Correspondiente a 10 Academias e Instituciones Históricas extranjeras.

Publicó más de 90 obras. Y dejó 9 obras inéditas.

Fue colaborador de esta revista DIDASCALIA por más de 50 años, desde el año de su fundación en 1946.

En 1975, el entonces provincial de los jesuitas Jorge Mario Bergoglio, hoy Arzobispo de Buenos Aires y Cardenal Primado de la Argentina, decía: "A don Cayetano Bruno -al decir del padre Furlong, un Don Bosco redivivo- le estuvo deparada la dicha de descubrir el corazón religioso de un pueblo. Su tenacidad de investigador y su unción de hombre religioso hicieron posible que los papeles dormidos en los archivos se convirtieran en la expresión de la constante religiosidad de nuestro pueblo.

Copyrigth © Buenasnuevas.com 2003